martes, 23 de abril de 2013

San Jorge, patrón de Aragón



San Jorge y Aragón

Los reyes aragoneses de los siglos XIII y XIV fueron muy devotos de este santo épico, real o imaginario, declarado patrono de los guerreros y caballeros cristianos. La figura épica del santo se relacionó con la batalla de Alcoraz (Huesca) de 1096, en el curso de la cual, montado a caballo, habría ayudado al ejército del rey Pedro I frente a las tropas del Islam del reino de Zaragoza, que ocupaban la ciudad desde el inicio de la dominación musulmana.

A partir de ahí San Jorge adquiere un gran valor simbólico: el poderoso jinete armado era un ser celestial que apoyaba la causa aragonesa y daba sentido trascendente a la lucha armada, incardinándose persistentemente en las creencias y devociones de aquellas gentes, formando parte de su incipiente identidad cultural.

En 1201 Pedro II fundó la Orden militar de San Jorge de Alfama en un castillo cercano a Tortosa. Jaime I apoyó la fundación de cofradías bajo la advocación del santo, como las erigidas en Huesca y Teruel en la primera mitad del siglo XIII. El mismo rey conquistador, en su Crónica, asegura que San Jorge, «caballero blanco con armas blancas», ayudando a los ejércitos aragoneses, había sido visto por cristianos y moros en varias batallas. La crónica de Pedro IV el Ceremonioso cita que san Jorge «fue siempre y es abogado de las batallas de la casa de Aragón».


San Jorge, patrón de Aragón

Aunque no se dio una disposición canónica al respecto puede afirmarse que san Jorge ha sido formalmente patrono de Aragón desde la Edad Media.

Desde principios del siglo XV, al menos, la catedral y el Concejo de Huesca vienen celebrando su fiesta con solemnidad litúrgica y procesión a la ermita del santo, sita en El Pueyo de Sancho.

Su fiesta litúrgica se celebra el 23 de abril, tanto en los calendarios orientales como en el romano y en el hispano-mozárabe. La fecha conmemora la del martirio del santo, el octavo día antes de las calendas de mayo.

Fuente: Guía Aragón



6 comentarios:

  1. San Jorge era un ser portentoso y sumamente internacionalista. Apoyaba a los aragoneses, se hacía llamar Jordi en Catalunya y encima la echaba una manita a los británicos que tanto le adoran. Para completar la cosa el era turca y creo que fue por aquellos pagos donde se cargó al dragón.

    ResponderEliminar
  2. Amigo Luis Antonio, como nos culturizas desde Teruelandia, todo un placer sus culturales post.
    Un saludo y disculpa si últimamente no visito mucho estos lares.
    elperroverde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres muy gentil, Pedro.
      Nada que disculpar.

      Un abrazo

      Eliminar
  3. A mi estos santos que son tan guerreros...
    Anda que no ha hecho frío por tu tierra estos días, ¿eh? ¡Menudos chupiteles!

    ¡Qué rosita has puesto el blog! y lo del fondo parecen globitos.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ha sido, sin embargo, un invierno bastante suave. Ha habido años que se han helado cosas en el interior de las casas: calentadores de agus, cisternas, etc.

      No veo los globitos por ningún lado...

      Besos, Angie

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...