viernes, 18 de septiembre de 2015

El conflicto por los Bienes de la Franja está envenenando las relaciones entre dos comunidades vecinas: Aragón y Cataluña


Me duele este conflicto entre mi tierra natal (Aragón) y la de adopción (Cataluña). Hago votos porque se halle una solución justa. Lo ideal sería que medie en este litigio un arbitraje aceptado por las dos partes.

El conflicto por los bienes de las parroquias de la Franja ha supuesto un enfrentamiento religioso, político y social entre dos Comunidades Autónomas vecinas: Aragón y Cataluña. Desde que en 1998 el Nuncio Apostólico en España se pronunció por primera vez sobre a quién correspondía la titularidad del patrimonio en litigio hasta la actualidad se han sucedido numerosos acontecimientos caracterizados por la polémica. Esta investigación demuestra, a través de un análisis de contenido aplicado a la cobertura del conflicto, que los diarios aragoneses Heraldo de Aragón y El Periódico de Aragón, por un lado, y los catalanes La Vanguardia y El Periódico de Cataluña, por otro, han realizado una cobertura informativa diferente. En definitiva, y como sostiene la teoría del framing, han presentado a sus lectores distintos encuadres de una misma realidad.

El Tribunal Supremo (TS) ha confirmado la legitimidad del Gobierno aragonés de catalogar como patrimonio propio varios de los bienes eclesiásticos depositados en el Museo Diocesano y Comarcal de Lérida, cuya devolución reclama Aragón. La decisión se plasma en cuatro sentencias referidas a cuatro de los litigios planteados por la Generalitat y la Diputación de Lérida respecto a diversas piezas del patrimonio histórico-artístico aragonés que permanecen depositadas en Cataluña.

En concreto, el alto tribunal confirma la catalogación aragonesa del frontal de Berbegal, una de las piezas más valiosas que se exponen en el Museo de Lérida; de la Tabla del Calvario y de la Crucifixión de Peralta de Alcofea, y de 24 de las 113 piezas procedentes de las parroquias aragonesas.

La catalogación de todas estas piezas fue recurrida por la administración catalana en distintos procedimientos judiciales, que rechazó en su totalidad el Tribunal Superior de Justicia de Aragón al entender que el Gobierno aragonés actuaba en el ejercicio legítimo de sus competencias.

En sus fundamentos jurídicos, el Tribunal Supremo argumenta que estos bienes se encuentran depositados en Lérida con carácter provisional, y señala que la diócesis de esta población catalana los retiene a título de depósito y no de propiedad. La idea de "provisionalidad" es de la que se sirven los magistrados para desestimar los recursos de la Administración catalana y reconocer el derecho de Aragón a proteger su patrimonio histórico.

Así lo entiende el Supremo al afirmar, en la sentencia referida al frontal de Berbegal, que el litigio "tiene por objeto un bien que está provisionalmente en Cataluña a la espera de su devolución a la parroquia aragonesa propietaria". Este argumento se repite en las cuatro sentencias publicadas ayer por el alto tribunal, que considera indiscutible la propiedad aragonesa de las piezas y su estancia en Lérida a título de depósito provisional.

Para el letrado Jorge Español, representante legal del Ayuntamiento de Villanueva de Sijena, estas sentencias dejan sin eficacia jurídica la catalogación catalana como una colección inseparable y abre el camino al retorno de las piezas.

En su opinión, cualquier "acto de resistencia" por parte de la diócesis de Lérida o de la Administración catalana a las demandas de los propietarios legítimos de los bienes podría suponer un delito de "apropiación indebida".

Cataluña se niega a devolver a Aragón los Bienes de la Franja

El presidente de la Generalidad de Cataluña, Artur Mas, ha afirmado que la institución que preside «no está obligada legalmente» a devolver los bienes histórico-artísticos del Aragón oriental retenidos en la región vecina. En una carta enviada al presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, expresa que la Generalidad no ha incumplido sentencias judiciales que obliguen al retorno y, aunque se han dictado sentencias relativas a los mismos, «ninguna ha adquirido aún el carácter de firme».

El presidente de Aragón exige a Mas los bienes de la Franja

Lambán pide una reunión con el Papa para solucionar el conflicto de bienes con Catalunya


El presidente de Aragón, Javier Lambán, ha anunciado este jueves que tiene previsto pedir una "entrevista" con el Papa Francisco para plantearle la necesidad de que la Iglesia cumpla las sentencias que obligan a Cataluña a devolver a Aragón los bienes eclesiásticos aragoneses depositados en esa comunidad.

Lambán ha hecho uso hoy de su facultad para intervenir cuando lo desee ante el Pleno de las Cortes y ha tomado la palabra para explicar la respuesta que ha dado a una carta que le ha enviado el presidente de la Generalitat, Artur Mas, en la que éste "niega cualquier derecho de Aragón" sobre los bienes.
Ante eso, el presidente Lambán ha planteado a los diputados de las Cortes la estrategia que pretende seguir para que se respete lo que es de Aragón desde "la autoestima y la dignidad".
Así, al tratarse de obras de arte propiedad de la Iglesia, se volverá a reclamar a través del nuncio del Vaticano en España la intervención del actual pontífice.
Además, Lambán ha anunciado la creación de una comisión de expertos, con la participación de la Universidad de Zaragoza y la Iglesia, para fijar las estrategias que se llevarán a cabo, y también que se estudiará en este asunto la activación de vías civiles hasta ahora no utilizadas.
El presidente se reunirá también con los alcaldes de los municipios de la zona oriental de Aragón, de los que proceden los bienes depositados en Lérida, para "implicarles activamente" en esta estrategia común, y tiene la intención de citar a sus predecesores en la Presidencia de Aragón (Santiago Lanzuela, Marcelino Iglesias y Luisa Fernanda Rudi) para repasar las acciones llevadas a cabo y fortalecer las actuales y futuras.
La reactivación del conflicto de los bienes de la zona oriental de Aragón ha surgido tras el intercambio de declaraciones y cartas referidas a una primera alusión que hizo hace pocas semanas el consejero de Justicia de la Generalitat, Germà Gordó, quien ofreció la nacionalidad catalana de una hipotética Cataluña independiente a los habitantes de territorios de la antigua Corona de Aragón entre ellos la Franja oriental aragonesa.
Lambán pidió "inmediatamente" una rectificación, pero Mas, en lugar de desautorizar a su consejero, le envió una carta en la que "no solo pone en cuestión la identidad de los ciudadanos aragoneses y la integridad de la comunidad", sino que da por buena la propiedad catalana de los bienes eclesiásticos cuando todas las sentencias al respecto dicen que no es así.
Ninguna institución aragonesa puede "tolerarlo", y según Lambán se requiere una respuesta que tenga, "como mínimo, la dimensión del agravio".
Todo ello, según Lambán, sin olvidar en ningún momento las relaciones de vecindad, afecto, comerciales y económicas entre Cataluña y Aragón.
"Para la recuperación plena de esa convivencia, desde Aragón se puede hacer mucho, pero antes hay que solucionar los problemas que envenenan las relaciones con Cataluña", ha dicho.
Los grupos parlamentarios, excepto Podemos, han alabado la contundencia de Lambán al responder y han ubicado las declaraciones de Gordó y del presidente Mas en el contexto preelectoral y en el proceso independentista impulsado por una parte de las instancias políticas catalanas.
Además, a instancia del portavoz del PAR, Arturo Aliaga, los portavoces de los grupos se han emplazado a redactar una declaración institucional al respecto.
El portavoz popular, Roberto Bermúdez de Castro, ha vaticinado que Lambán no obtendrá del nuncio o del Papa "ni una mala palabra ni un buen hecho", y ha insistido en que la vía de actuación pasa por conseguir que los obispos, "que son como una piedra", concedan al ejecutivo la cesión del derecho de solicitar la devolución de los bienes.
Mientras, el líder de Podemos, Pablo Echenique, ha ironizado con el "torbellino de pasiones" desatado por el intercambio de cartas y se ha preguntado: "Mientras presidentes, expresidentes y presidents se dedican apasionados al género epistolar, ¿quién se dedica a solucionar los problemas de la gente?".
Lo que dijo Gordó le parece a Echenique una "provocación" y ha reconocido que es necesario "cumplir la legalidad" en el asunto de la devolución de los bienes, pero ha advertido a Lambán de que, "al seguir el juego a Mas, le está haciendo la campaña al delfín de Pujol" en su estrategia de "enfrentar a los pueblos de España para no hablar de sus problemas".


4 comentarios:

  1. Están tensando la cuerda y estoy de acuerdo que cada uno reclame lo que es de derecho.Pero comparto la observación de Echenique, que hay prioridades y más en estos momentos.


    Un abrazo feliz domingo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ciertamente hay prioridades que exigen mucha más atención que este asunto. La relevancia de este litigio está sobredimensionada, sobre todo en Aragón.

      Abrazos, Bertha

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...